La Policía Local y Nacional han desalojado esta madrugada otro botellón en el Mercado de Las Candelarias en el que se encontraban 300 personas. Estas se encontraban consumiendo alcohol y sin respetar la medida de seguridad.

Además, no solo se han necesitado los servicios de la Policía aquí, sino que también han desalojado y precintado un bar en el que se celebraba un cumpleaños. En este tampoco se respetaban las medidas establecidas contra el coronavirus y además no presentaba licencia de apertura. El establecimiento se encontraba “con las persianas metálicas cerradas, fuera del horario permitido e incumpliendo las medidas de seguridad”, así lo declaraba Emergencias de Sevilla en su perfil de twitter.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here